Què mengem? – Parte 2

Como ya intr0duje en el pasado post, estoy haciendo un review del documental “Què mengem?” (Qué comemos) que se publicó hace unas semanas y que reflexionaba sobre la cantidad de productos químicos, metales pesados, antibióticos o aditivos que podrían ser perjudiciales para nuestra salud y que ingerimos diariamente con nuestra dieta.

A continuación tenéis la parte 2 en la que hablaré del Mercurio del pescado y de los Antibióticos en carne.

(Si queréis ver la Parte 1, podéis pinchar en éste enlace.)

1-      Pescado y mercurio

Son cada vez más los médicos y expertos en nutrición que aconsejan comer pescado por sus múltiples beneficios para la salud: rico en ácidos grasos omega 3, minerales y vitaminas entre otros.

Aun así, desde hace un tiempo, los científicos están advirtiendo sobre el contenido de metales pesados como el mercurio, presente especialmente en pescado de tamaño grande como el atún, el emperador o el tiburón.

¿Pero de donde proviene este mercurio?

La respuesta es que proviene de las industrias, las responsables de los vertidos de mercurio en ríos y mares.

Aunque estos vertidos están sometidos a estrictos controles de seguridad, Greenpeace hizo en 2008 un estudio sobre la contaminación causada por la industria del cloro, en la que se utiliza mercurio, y encontró en España 9 puntos negros.

Las mujeres embarazadas y los niños son los grupos de población más sensibles a la contaminación por mercurio. Tanto es así que se recomienda evitar el consumo de atún y emperador por riesgo de contener este elemento.

Desde mi humilde opinión, no entiendo como estamos contaminando los ríos y mares con mercurio y a lo que se dedican los Gobiernos es a poner límites de consumo de pescado en mujeres embarazadas y niños, y no a cortar el problema de raíz acabando con los vertidos contaminantes por parte de la indústria… ¿Qué opináis vosotros?

2-      Antibioticos en carne y lácteos

El consumo de carne y lácteos ha incrementado de forma espectacular estos últimos años y se ha convertido en signo de riqueza y prosperidad. Es por eso que para dar respuesta a la alta demanda, cada vez son más las granjas intensivas donde el ganado crece de forma rápida y a veces “desafiando el ritmo de la naturaleza”.

Estas granjas en las que conviven muchos animales, requieren estrictos controles sanitarios y para evitar enfermedades se hace necesario el uso de antibióticos.

Cuando empezamos a utilizar antibióticos desmesuradamente, los humanos al final también los consumimos y lo que provocamos son las condiciones ideales para crear resistencias. Como ejemplo, los casos de tuberculosis están aumentando de nuevo debido a las resistencias que hemos ido creando a los antibióticos.

Las autoridades afirman que aunque un animal haya sido tratado con antibióticos, cuando llega a nuestra mesa, ha pasado por todos los controles sanitarios para que los residuos de medicamento sean mínimos. Aun así, y otra vez más, residuo mínimo no significa ausencia.

Como en el caso de las frutas y verduras, tenemos la opción de elegir la ganadería ecológica, aunque no es fácil, puesto que el rendimiento de una granja ecológica es menor que el de una convencional y muchos ganaderos no están dispuestos a sacrificar los beneficios que les da la ganadería no-ecológica.

Lo que sí que es cierto es que hay que concienciar a los ganaderos de que estas prácticas pueden causar problemas muy graves de salud para la población.

Me quedo con la última frase de Richard Roberts, Premio Nobel de Medicina en 1993: “Los ganaderos utilizan antibióticos porque ganan más dinero que si no los utilizasen. A lo mejor tendría más sentido pagar un poco más por la carne y que cuando nos pusiésemos enfermos tuviésemos los antibióticos apunto para utilizarlos”

Hasta aquí he intentado resumir el documental de “Qué mengem?” de la mejor forma. En algunos puntos podemos estar de acuerdo y en otros tener opiniones más distintas.

Aun así, os animo a todos a que hagáis una reflexión personal y que penséis en si sabéis lo que realmente estáis comiendo cuando coméis (valga la redundancia!). Yo desde hace un tiempo lo hago, y no es que coma únicamente frutas y verduras procedentes de la agricultura ecológica y carne procedente de ganadería ecológica, simplemente intento buscar un equilibro entre lo que como para que sea lo más saludable posible. Al final, lo que comemos ahora repercutirá en nuestra salud futura!!

Finalmente, celebro que una televisión autonómica como TV3 dedique espacios de Prime Time a estos temas. Espero que en un futuro hayan muchos más!

About these ads

2 comentarios en “Què mengem? – Parte 2

    • Gracias por tu comentario!
      Sí, ojalá, porque el reportaje vale mucho la pena! Lo que no sé es si conseguirás encontrarlo subtitulado…
      Saludos!
      Elena

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s